Ir al contenido

Estado social

El término Estado social tiene origen en la política alemana. Este concepto designa una forma de organización social que comprende supuestos económicos, jurídicos y políticos. Estas condiciones aseguran un buen funcionamiento de la sociedad donde todos los integrantes gozan de sus beneficios.

La idea de Estado social, o Sozialstaat como se le dice en alemán, surgió a partir del establecimiento del Estado prusiano. Con el paso del tiempo el concepto se fue transformando e incluyendo nuevas variantes. El sistema económico y social del mercado que conocemos hoy en día está basado en sus principios.

Hoy en día incluye otros conceptos como democracia y derecho. Así en algunos casos se habla de Estado social y democrático, o de Estado de derecho social. El concepto de Estado social en esencia contempla las condiciones políticas, económicas y sociales del Estado en cuestión.

estado social

El estado social busca integrar a la sociedad en los diferentes asuntos que le competen

El Estado social busca que sus integrantes gocen de las garantías necesarias para que participen activamente de la sociedad. Esto se logra otorgando derechos y ofreciendo buenos servicios que satisfagan sus necesidades primordiales. De este modo los ciudadanos se encuentran complacidos e interesados en mantener su situación.

Entre las garantías que el Estado social ofrece a sus miembros se incluyen: importancia y un buen acceso a la salud, Trabajo o indemnizaciones por desocupación, Educación pública. Asegurarle a todos los ciudadanos contar con viviendas dignas. Oferta y acceso a actividades y espacios culturales. Atención y asistencia para adultos mayores y discapacitados. Protección del medio ambiente.

El Estado Social se caracteriza por reconocer y respetar los derechos humanos y sociales de los ciudadanos. Además de promover políticas de inclusión e igualdad de todas las clases sociales.

Características del Estado Social

No debe confundirse al Estado social con ideologías socialistas. Debido a su origen alemán, el Estado social no se caracteriza por ser un Estado benefactor. Donde los ciudadanos se vuelven dependientes del Estado y no poseen voluntad ni responsabilidad individual para actuar.

El Estado Social no pretende dominar el sector económico de la sociedad, sino establecer un marco normativo que lo regule. Con estas reglamentaciones se asegura una libre competencia económica cuyos beneficios no excluyen a la sociedad. Por lo que el Estado se encargará de asegurar esas regulaciones en el ámbito jurídico.

El Estado social se manifiesta como una opción intermedia ante Estados liberales y comunistas. De esta forma toma un rol intervencionista que se basa principalmente en las formas legales de organizar la sociedad.

Este tipo de Estado garantiza los derechos básicos, humanos y sociales de todos los ciudadanos. De esta forma se les garantiza a los integrantes de la sociedad derechos de salud, educación, trabajo, vivienda, etc. También gozan de libertad y se busca generar igualdad entre todos los miembros aunque pertenezcan a diferentes clases sociales.

Como parte de sus características, el Estado social respeta y se encuadra según principios democráticos. A estos principios se les añade de manera complementaria concepciones de democracia social y deliberativa sumado a prácticas parlamentarias.

Etiquetas:

1 pensamiento en “Estado social”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.