Ir al contenido

Equilibrio emocional

El siguiente término surge de la fusión de dos palabras. El concepto de equilibrio hace referencia al estado que pueden tener los cuerpos cuando las fuerzas que los conforman se encuentran balanceadas. Lo emocional, por su parte, es aquello vinculado a la emoción y el ánimo. Podríamos decir, por tanto, que el equilibrio emocional hace referencia al justo balance entre las fuerzas internas de un individuo que lo llevan a estar en paz consigo mismo y con el mundo que le rodea.

Cuando una persona goza de equilibrio emocional se dice que tiene una buena salud mental ya que es capaz de hacer frente a las dificultades de la vida con seguridad y con una actitud positiva. No obstante, alcanzar este estado no es sencillo, y se requiere de un gran empeño y un esfuerzo diario por conseguir dicha estabilidad.

Una de las dificultades más comunes que llevan a un individuo a sufrir fuertes crisis que lo alejan de la salud mental es el no saber con exactitud qué desea de la vida.

Para explicar esto, el pensador Erich Fromm plantea que la primera cosa que debemos entender es que ni los bienes materiales nos aseguran la felicidad ni ésta es decididamente nuestra si nos decantamos por la pobreza. Esa eterna disyuntiva entre el ser y el tener es lo que lleva a que muchas personas trastabillen y vivan de formas que no desean.

4 cosas fundamentales para gozar de equilibrio emocional

  • Si deseamos gozar de salud mental tenemos que aprender en primer lugar a entender cuáles son nuestras necesidades. Esto sólo podremos conseguirlo si conectamos con nuestros deseos y somos capaces de identificar qué es lo que nos daña y qué lo que nos hace bien, para evitar lo primer y ir pos de lo segundo.
  • Es fundamental también entender que para tener equilibrio emocional es necesario gozar de buena salud física, puesto que nuestro cuerpo es el que recibe los estímulos del entorno y responde a ellos y sólo puede hacer bien su trabajo si se encuentra en equilibrio. Para ello es importante el ejercicio físico y una buena alimentación.
  • Expresar lo que pensamos es otra condicional esencial para gozar de equilibrio emocional. Si aceptamos la relevancia de aquello que nos sucede o de nuestras opiniones podremos disfrutar de una mayor salud mental y experimentaremos la importancia de la convivencia.
  • Por último, es imprescindible conectar con nuestros objetivos. Sin duda marcarnos metas e ir a por ellas es una buena forma de entender que estamos en camino. Para ello es necesario focalizar nuestra atención en lo que realmente nos importa y avanzar sin distracciones.

Sin duda, la salud mental absoluta no es posible, no obstante con algunos buenos hábitos es posible alcanzar un equilibrio emocional que nos permita disfrutar más de la vida.

Sinónimos de equilibrio emocional

salud mental, equilibrio mental

Antónimos de equilibrio emocional

neurosis, ansiedad

Etiquetas:

1 pensamiento en “Equilibrio emocional”

  1. Héctor Edi Miranda Tijero

    Muy satisfizo, entiendo y podré compartir en el círculo de estudio, y llego a opinar que la salud mental no se manifiesta en sus manifestaciones cognitivas y naturales, entonces se indica desarreglo (enfermedad) y arreglo (salud). Atte DR HEMIT’S Huancayo Perú

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.