Ir al contenido

Planeta

El planeta es un cuerpo celeste que orbita una estrella y que tiene la suficiente masa como para lograr el equilibrio hidrostático, es decir, las fuerzas del gradiente vertical de presión y la gravedad están en equilibrio, lo que permite que mantenga esa forma de esfera. En el Sistema Solar hay 8 planetas actualmente, teniendo a Neptuno el más alejado de la estrella tipo-G y el que está formado en su interior principalmente de hielos y roca.

El planeta Tierra es el que habitamos nosotros y es el tercero en el Sistema Solar, ubicado entre Venus y Marte, y una de las cosas más destacadas es que, según nuestros conocimientos e investigaciones científicas y tecnológicas, es el único que alberga vida.

Si quieres saber más cosas sobre el planeta, te recomendamos que continúes en este artículo.

El planeta es un cuerpo celeste sin luz propia que gira en una órbita elíptica

Formación del planeta

Realmente no se sabe con certeza la formación del planeta, pero la teoría que más predomina entre los científicos es la siguiente.

Hace aproximadamente 4.6 miles de millones de años surgió un colapso de una nebulosa en un disco muy delgado formado por gas y polvo. En el centro del mismo se forma una protoestrella que en su alrededor tiene un disco protoplanetario que rota.

A través de la materia atraída por un cuerpo a causa de la interacción gravitatoria, las partículas de gas y polvo se van agrupando para crear objetos mucho mayores conocidos como planetesimales. Estos van cogiendo más densidad hasta que estallan, momento en el que surgen los protoplanetas.

En este momento, al alcanzar una masa considerable,  empieza a surgir la atmósfera espaciosa que aumenta el % de captura de planetesimales gracias a la solidez atmosférica. Por lo que llega el momento de la aparición del planeta, que es de mayor o menor tamaño según la acreción de sólidos y gases.

Tipos de planetas

Según su composición pueden ser:

  • Planeta rocoso, celúrico o terrestre: un cuerpo de gran densidad compuesto por distintos materiales metálicos y rocosos, teniendo como ejemplos a Mercurio, Venus, Tierra y Marte.
  • Planeta gaseoso o joviano: cuerpo de gran tamaño que posee una atmósfera muy densa, por lo que surge un campo magnético muy fuerte, teniendo como ejemplos a Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno.

Según su ubicación respecto a la distancia del Sol pueden ser:

  • Planeta interior: se encuentra a una distancia bastante cercana al Sol antes del cinturón de asteroides, teniendo como ejemplos Mercurio, Venus, Tierra y Marte.
  • Planeta exterior: se encuentra a una distancia más lejana al Sol después del cinturón de asteroides, teniendo como ejemplos a Júpiter, Saturno, Urano y Neptuno.

Plutón: el planeta enano

Plutón fue descubierto el 18 de febrero de 1930 por el astrónomo estadounidense Clyde William Tombaugh y hasta el 2006 se consideró un planeta.

Después de un largo debate a nivel internacional, la decisión fue considerarlo “planeta enano”. Esto es así por no cumplir con ciertas características que el resto de cuerpos celestes sí cumplen. Una de ella es que no posee dominancia orbital, es decir, es el cuerpo dominante y no hay otros cuerpos de tamaño comparable.

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.