Ir al contenido

Sarcasmo

El sarcasmo es una burla que se expresa con la intención de manifestar lo contrario a lo que se está diciendo. Se usa muchas veces con el fin de molestar a otra persona o dejar en claro el desagrado que se siente respecto a algo o alguien. Puede resultar indiferente para aquel al que va dirigido o puede herir su sensibilidad.

La manera en que una persona hace uso del sarcasmo puede variar. Muchas veces lo expresa de un modo muy sutil y por eso mismo la otra persona puede no percibirlo o no captar la verdadera intención de aquello que se dice. En otros casos el mensaje que se transmite va acompañado de ciertos gestos o entonación que no dejan dudas.

sarcasmo

Sarcasmo

La persona que recibe el comentario sarcástico puede molestarse o no dependiendo del modo en que lo interpreta. Así mismo puede que su interpretación no sea la correcta y capte por ende un mensaje distinto al original. La sensibilidad y el estado de ánimo también pueden influir en la asimilación que el destinatario hace del comentario.

Si bien el sarcasmo y la ironía pueden resultar conceptos similares, lo cierto es que no lo son. En ambos casos se dice algo diferente a lo que realmente se quiere expresar. Sin embargo en el caso de la ironía la intención suele ser siempre herir al otro o dejar en claro cierta molestia. Por ello puede tomarse al sarcasmo como una ironía más específica. 

A veces la intención del sarcasmo no es otra que hacer una burla. En otros casos la finalidad puede ser infravalorar a una persona, ponerla en ridículo o hacerla pasar vergüenza. También muchas veces se usa para dejar en claro una postura o idea.

Muchas veces el sarcasmo constituye una crítica disfrazada o disimulada que se dirige a una persona en concreto.

El sarcasmo es común en la televisión, sobre todo en las comedias donde los actores se hacen continuamente comentarios sarcásticos. En este caso se busca generar en los espectadores la risa o la diversiónEn la literatura también es habitual, especialmente en las sátiras. Esta apuntan a comentar de modo divertido algún aspecto o componente de la sociedad.

Efectos del sarcasmo

Cuando el sarcasmo pasa a formar parte de la personalidad de una persona y resulta algo habitual en ella puede llegar a generar molestia. Aquel que siempre habla con comentarios a modo de burla incluso puede no ser tomado en serio, y sus opiniones pueden considerarse poco importantes.

El sarcasmo continuo en una persona puede afectar sus relaciones interpersonales e impedir que se pueda hablar con ella de manera normal. Las críticas o comentarios a modo de burla, cuando son interpretadas correctamente, pueden generar verdaderas molestias.

Un ejemplo de sarcasmo sería la expresión: “A tu hermana le va muy bien con la dieta”. Si la persona lo expresa señalando a una persona obesa y bromeando sobre su peso, ésto no resulta nada agradable para quien lo escucha.

Sinónimos de sarcasmo

socarronería, sátira, mordacidad

Etiquetas:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.