La neurona es un tipo de célula que pertenece al sistema nervioso. Está formada por un núcleo y de ella se desprenden ciertas prolongaciones que permiten que la misma se conecte con otras células. Son las encargadas de producir y transmitir los impulsos nerviosos que viajan por dicho sistema. El vocablo neurona proviene del idioma griego, precisamente de la palabra neûron y su significado es “nervio”.

Al ser de un tamaño tan pequeño, las neuronas son difíciles de observar inclusive con un microscopio avanzado. Sin embargo, en 1873 un anatomista llamado Golgi descubrió que se podían utilizar sales de plata para teñir las neuronas y las redes neuronales de color negro y así identificar diferentes patologías. Este método aún se utiliza en la actualidad.

La neurona se encarga de transmitir los impulsos nerviosos en el organismo.

Componentes de una neurona

Núcleo: se encuentra en el centro de la neurona y es donde se concentra la información genética. Allí también se ubican los nucleolos, la cromatina donde está el ADN y el cuerpo accesorio de Cajal que contiene proteínas indispensables para su correcto funcionamiento.

Pericarión: es el cuerpo celular de la neurona. En su interior están ubicados los orgánulos que sintetizan la proteína y el ARN además de las mitocondrias que se encargan de proveer la energía que necesita la célula.

Soma: allí se encuentran los cuerpos de Nissl, unos gránulos que sintetizan y transportan las proteínas.

Dendritas: son ramificaciones que parten desde el precarión y que estimulan la alimentación de la célula. Además, forman parte del proceso de la sinapsis.

Axón: conduce los impulsos nerviosos por el cuerpo y hacia las neuronas.  Estas terminaciones nerviosas están cubiertas por las células de Schwann. A su vez, dichas células dejan espacios conocidos como nodos de Ranvier que permiten que el impulso eléctrico gane cada vez mayor velocidad.

El cerebro humano contiene aproximadamente cien mil millones de neuronas. Es importante destacar que este tipo de células no se regenera una vez que muere.

Para qué sirven las neuronas

La principal función de cada neurona es transmitir los impulsos nerviosos de una célula a otra. Por ejemplo cuando nos golpeamos un dedo, las neuronas transmiten el impulso de dolor que llega a nuestro cerebro y hace que nuestro organismo reaccione sintiendo ese dolor.

Tipos de neuronas

Motoras: se encargan de los movimientos del cuerpo ya sea que se traten de involuntarios o voluntarios.

Sensoriales: son las encargadas de recibir la información del exterior y la adaptan a los diferentes sentidos.

Interneuronales: generan todo tipo de procesos cognitivos tales como los recuerdos y las ideas.

De acuerdo a su forma podemos encontrar cinco tipos de neuronas:

  • Piramidales.
  • Fusiformes o cilíndricas.
  • Poliédricas o de múltiples caras.
  • Circulares o esféricas.
  • Estrelladas

Por sus terminaciones eléctricas podemos clasificarlas en

Unipolares cuya prolongación actua como axón y dendrita.

Monopolares: la neurona cuenta con una dendrita que se divide en diferentes ramas

Bipolares: poseen una dendrita y un axón.

Multipolares: poseen varias dendritas y un solo axón.

Anaxónicas: son de tamaño muy pequeño y son imposibles de distinguir. Se encuentran en la retina del ojo.

Etiquetas:n

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *